Antes del Sorteo de Navidad todos soñamos despiertos imaginando qué haremos si nos toca: «tapar agujeros», ir de viaje a un lugar paradisíaco, comprar un piso… y, entonces, llega el esperado día y vemos que nos ha tocado mucho, poco o nada… y, si nos ha tocado, debemos pensar bien qué hacer con ese dinero. Además de cumplir sueños, hay quienes también piensan en los demás y quieren compartir ese premio con gente que de verdad lo necesita. Este es el caso de Gillian Bayford, una inglesa a la que le tocó la lotería y decidió disfrutar de su premio haciendo feliz a otra persona.

En 2012 a Gillian Bayford le tocaron 175.838.800 euros en uno de los mayores premios que repartía la lotería en Reino Unido. Lejos de abusar de las ostentaciones de ser una nueva rica, esta inglesa decidió comprar una casa adaptada para un niño discapacitado.

Utiliza el dinero del premio en una causa solidaria

Al ver el esfuerzo de la madre para que su hijo saliese adelante, Gillian Bayford quiso ayudar a la familia. El pequeño es incapaz de andar o sentarse por sí solo, ni expresarse verbalmente por lo que necesita ayuda 24 horas.

los protagonistas de la historia

Jenny McMillan, la madre del niño, estuvo recaudando fondos para que su hijo Blake pudiese vivir en unas condiciones favorables. Al conocer esto, Bayford quiso comprarles una casa adaptada y así podrían destinar los fondos recaudados para investigar sobre la enfermedad de Blake.

Hay multitud de ejemplos como el de Bayford. La Lotería ofrece unas cantidades muy elevadas de dinero por lo que podemos destinar una parte del premio a causas benéficas. Como dicen, el mejor premio es compartirlo, y no hay mejor manera de hacerlo que con alguien que realmente lo necesita.

Para poder disfrutar compartiendo nuestro premio de una forma diferente, necesitamos que nos toque. Por ello TuLotero te facilita aún más las cosas y te ofrece la posibilidad de comprar, compartir y comprobar los resultados de tu décimo de Lotería del Niño desde la misma aplicación. ¡Suerte, y esta vez, sí que nos va a tocar!